top of page

Hablamos español             Falamos Português​

BRADENTON

Lunes a viernes: 10am - 7pm
Sábado: Cerrado
Dom: Cerrado

(941) 739-0000

KISSIMMEE

Lunes a viernes: 10am - 6pm
Sábado: 10am - 2pm
Dom: Cerrado

(407) 479-0033

SARASOTA

Lunes a viernes: 9am - 6pm
Sábado: 10am - 2pm
Dom: Cerrado

(941) 955-7700

Drogas y Alcohol: Una Mala Combinación

Ha sido un largo día, estás listo para irte a casa y tomar unas copas para relajarte cuando recuerdas que estás tomando un antibiótico. El frasco dice “No consuma alcohol mientras toma este medicamento” pero, unos traguitos no tienen importancia, ¿verdad? ¡Incorrecto! ¡Esta es la razón!


Drogas y Alcohol: Una Mala Combinación

¿Por Qué es Una Mala Idea?

IAunque para algunos puede resultar una sorpresa, beber alcohol mientras se toman medicamentos recetados, o incluso medicamentos de venta libre y medicamentos a base de hierbas naturales, puede provocar efectos secundarios potencialmente graves e incluso la muerte. A menudo olvidamos que el alcohol es en realidad una droga y que, si se mezcla con otras drogas, puede provocar efectos secundarios no deseados como náuseas, dolores de cabeza, desmayos, pérdida de coordinación y más¹.


Mezclar drogas y alcohol no solo puede tener un efecto negativo en su cuerpo, sino que también puede interferir con el funcionamiento del medicamento. El alcohol puede hacer que su medicamento tenga varios efectos diferentes²:

  1. El medicamento puede volverse menos efectivo

  2. La concentración del medicamento puede alcanzar niveles tóxicos

  3. Los efectos secundarios pueden ser peores

  4. Pueden surgir nuevos síntomas

Hable con su farmacéutico sobre los posibles efectos secundarios de mezclar su medicamento con alcohol, aunque no haya una advertencia en la etiqueta. Es importante ser honesto con su farmacéutico si tiene hábito de beber para que pueda evaluar con precisión cualquier riesgo.

¿Qué Puede Pasar?

Mezclar alcohol con medicamentos recetados o de venta libre puede tener efectos secundarios graves. Algunos síntomas comunes incluyen²:

  • Cambios en la presión arterial

  • Cambios de humor y de comportamiento

  • Mareos y desmayos

  • Náuseas y vómitos

  • Dolores de cabeza

  • Convulsiones

Complicaciones graves causadas por mezclar alcohol con medicamentos son daño hepático, problemas cardíacos, hemorragias internas, y pudieran provocar una sobredosis o intoxicación por alcohol que puede requerir atención médica³.


Las interacciones entre drogas y alcohol pueden depender del tipo de medicamento y la cantidad de alcohol, además de su genética, género y salud general³. Muchas veces, los adultos mayores, las mujeres, los niños y los adolescentes pueden experimentar efectos secundarios más graves de las interacciones entre el alcohol y las drogas por varias razones⁴.

Adultos Mayores

El alcohol no se descompone tan rápidamente en los adultos mayores y la proporción de agua y grasa en su cuerpo disminuye. Según un estudio del Instituto Nacional de Salud (NIH), el 78% de los adultos mayores de 65 años encuestados eran bebedores y además tomaban un medicamento que podría interactuar con el alcohol⁴. Esta interacción puede provocar somnolencia, mareos, confusión y un mayor riesgo de caídas y lesiones.

Mujeres

Las mujeres pueden tener mayor riesgo que los hombres de sufrir efectos secundarios por mezclar alcohol y drogas debido a que tienen un menor porcentaje de agua corporal en comparación con la grasa corporal. Esto hace que el alcohol se descomponga más lentamente y trae como resultado un nivel de alcohol en sangre más alto después de beber la misma cantidad que un hombre. Los efectos secundarios pueden dispararse debido a esto.

Niños y Adolescentes

Aunque la población más joven tiene un menor riesgo de sufrir interacciones entre el alcohol y las drogas, no deja de ser una preocupación. El abuso de alcohol en la juventud puede causar complicaciones de por vida y puede representar un riesgo al mezclar alcohol con medicamentos para el Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH). Es común entre los estudiantes universitarios mezclar bebidas energéticas con alcohol, lo que puede reducir la sensación de intoxicación y provocar un consumo excesivo de alcohol, así como daños relacionados con el alcohol⁴.

¿Qué Medicamentos Pueden Interactuar con el Alcohol?

Muchos medicamentos, incluidos los productos de venta libre, pueden variar en la gravedad de los síntomas. Los medicamentos más comunes que reaccionan con el alcohol incluyen³:

  • Opioides

  • Antidepresivos

  • Medicamentos antipsicóticos

  • Medicinas para dormir

  • Antigripales y anticatarrales

  • Antibióticos

  • Analgésicos

Los sedantes, incluyendo aquellos que ayudan a conciliar el sueño, pueden hacer que su respiración se vuelva mas lenta o se detenga cuando se consumen con alcohol. Esto puede ser extremadamente peligroso y es una causa común de muerte². Ciertos medicamentos, incluidos los analgésicos, los antialérgicos y los antigripales, pueden contener múltiples ingredientes que pudieran reaccionar con el alcohol¹. Incluso algunos medicamentos, como el jarabe para la tos y los laxantes, pueden contener hasta un 10 por ciento de alcohol. Si no está seguro de los ingredientes, hable con su farmacéutico para comprender mejor lo que contiene su medicamento. La mayoría de los medicamentos de venta libre tienen secciones en la etiqueta que enumeran varios elementos, como ingredientes activos, propósito, usos, advertencias, instrucciones, otras informaciones, ingredientes inactivos e incluso pueden incluir un número de teléfono para llamar si usted tiene preguntas⁵.

A continuación se detallan los síntomas o trastornos que comúnmente se tratan con medicamentos (tanto recetados como de venta libre) y los posibles efectos secundarios de la interacción entre esos medicamentos y el alcohol¹.


  1. Alergias, resfriado y gripe. Los efectos secundarios comunes del consumo de alcohol mientras se toman estos medicamentos pueden incluir somnolencia, mareos y un mayor riesgo de sobredosis. Muchos de los medicamentos para resfriados contienen alcohol, por lo que combinarlos con el consumo de bebidas alcohólicas puede provocar una somnolencia intensa.

  2. Ansiedad. Si los medicamentos para la ansiedad se mezclan con alcohol, pueden aumentar los síntomas de ansiedad. Algunos efectos secundarios incluyen somnolencia, mareos, dificultad para respirar, comportamiento inusual, problemas de memoria y deterioro del control motor.

  3. TDAH. Muchos medicamentos para el TDAH cuando se mezclan con alcohol pueden tener efectos secundarios contrarios como alteración de la concentración, mayor riesgo de problemas cardíacos, daño hepático, mareos y somnolencia.

  4. Acidez. Algunos de los efectos secundarios del consumo de alcohol mientras se toman medicamentos para la acidez estomacal son: aceleración de los latidos cardíacos, aumento de los efectos del alcohol y cambios repentinos en la presión arterial.

  5. Colesterol alto. Algunos efectos secundarios de mezclar alcohol con medicamentos para el colesterol alto incluyen daño hepático, aumento del enrojecimiento y picazón, aumento del sangrado estomacal.

  6. Infección. No se debe consumir alcohol si se está tomando un antibiótico. El alcohol no solo puede reducir el efecto del antibiótico, sino que también puede provocar latidos cardíacos rápidos, dolor de estómago, vómitos, daño hepático y más.

  7. Dolor. Los analgésicos comunes, cuando se mezclan con alcohol, pueden provocar malestar estomacal, úlceras, daño hepático y taquicardia.

  8. Problemas para dormir. Mezclar alcohol con somníferos puede provocar un aumento de la somnolencia, respiración lenta, deterioro del control motor, problemas de memoria y mucho más.

Si actualmente usted está tomando algún tipo de medicamento, incluso un medicamento de venta libre para el resfriado consulte con su farmacéutico sobre las posibles interacciones que su medicamento puede tener con el alcohol. Si usted o un ser querido está luchando contra la adicción al alcohol o las drogas, llame a la línea de ayuda nacional de SAMHSA para obtener ayuda gratuita y confidencial al 1-800-662-4357, o visite samhsa.gov para obtener más información sobre cómo obtener ayuda.


Fuentes:

3 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comentarios


bottom of page